Sabías qué

Existen muchas formas de medir la altura óptima que debe tener el sillín para pedalear de manera eficiente y sin dañar el cuerpo. La más fácil de aplicar es que estando sentado en el sillín, se ponga el talón en uno de los pedales, y estirando la pierna, ésta quede estirada completamente. Si queda recogida, o no alcanzas a llegar al pedal, debes ajustar la altura.

Otro consejo importante, el sillín debe quedar horizontal, paralelo al piso.

Las fijaciones son una manera fácil de "ordenar" el pedaleo. Te obliga a mantener los pies pegados al pedal, lo que hace que el pedaleo sea más efectivo. En situaciones de descenso, la única forma de controlar la bicicleta es con los pies en los pedales, por lo tanto, las fijaciones ayudan a evitar que los pies se suelten. Ahora, las fijaciones traen un sistema que permite que se suelten con mayor o menor facilidad. Si las vas a usar por primera vez, asegúrate que estén muy sueltas, cosa que ante cualquier eventualidad, puedas sacar los pies rápidamente.

Marcas